Cuisnahuat, “pueblo de costumbres y tradiciones”

Cuisnahuat, “pueblo de costumbres y tradiciones”

- enPueblos
521
0

Cuisnahuat (en nahuat se escribe en Kwisnawat) significa “Río de los cuatro Espinos”, es un poblado que se fundó a inicios del siglo XVIII por un asentamiento pipil ubicado en la zona. Curiosamente en 1,770 formó parte del curato de Guamoco (actual municipio de Armenia), en 1824 era parte de San Salvador y en 1836 se anexó al distrito de Izalco, por lo que ahora es parte del departamento de Sonsonate.

Es un municipio agrícola que está ubicado a 66 kilómetros de San Salvador y entre sus atractivos se encuentran la cueva El Estocal, cascadas naturales ubicadas entre dos ríos, la poza El Salto y su iglesia colonial que data desde 1803.

Sus fiestas patronales se celebran del 27 al 30 de noviembre en honor de San Lucas Evangelista. Otras celebraciones se realizan el 15 de mayo en honor a San Isidro Labrador y el 8 de diciembre le celebran a la  Virgen de Concepción.

Como tradición todos los años se realiza el famoso encuentro de los CUMPAS, que es una peregrinación a través de veredas, vigilias y cantos de fe de los pobladores

De acuerdo a la Asociación Coordinadora de Comunidades Indígenas de El Salvador (ACCIES) Cuisnahuat es uno de los últimos lugares de El Salvador donde se habla el idioma pipil (nawat) y existe una escuela donde se imparte como segunda lengua nacional.

El municipio cuenta con una Área Natural Protegida conocida como El Balsamar que cuenta con 69,062 manzanas de tierra, donde extraen el bálsamo natural que es procesado por artesanos del lugar para fabricar diferentes productos como shampoo, velas aromáticas, estoraque para incienso, jabones, aceites, pomadas medicinales, entre otros.

A Cuisnahuat se puede llegar ingresando por la carretera hacia San Julián o por la parte del litoral.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like

Musa da una alegría a Nigeria… y a Argentina

Nigeria se dio una alegría contra Islandia y,